Paciencia: risotto de setas

En casa nos gusta el arroz. Por eso es rara la semana en la que no se prepara algún plato con este ingrediente: guisado, como guarnición, en ensalada… Las posibilidades son muchas.

Y de entre todas hoy traigo como propuesta el risotto. Esta es una forma de preparación muy común en Italia. Arroz y queso en perfecta armonía para ofrecer una textura característica al paladar.

El secreto de un buen risotto depende fundamentalmente del tipo de arroz elegido. Se requiere que sea un arroz con una gran capacidad de absorción de líquido y también para liberar almidón, que es lo que le confiere esa textura pastosa.

Uno de los más utilizados es la variedad Carnaroli, que además de las características antes indicadas es menos propicio a pasarse. Este tipo de arroz se caracteriza por un grano grueso y blanquecino.

Para prepararlo lo importante, dicen los expertos, es añadir poco a poco el caldo, de forma que esté siempre jugoso pero nunca inmerso totalmente en líquido. Y también remover, remover y remover constantemente para favorecer la liberación de almidón y que quede cremoso.

 

Risotto de setas

Risotto de setas

Ingredientes:

– 1/2 cebolla.

– Romero.

– Setas (unos 120 gr. aproximadamente)

– Aceite de oliva virgen extra.

– 120 gr. de arroz (he utilizado Carnaroli)

– 1 vaso de vino blanco (he utilizado semi seco)

– Caldo: de verdura, de pollo, de carne…. (he utilizado de verdura)

– Queso (he utilizado queso asturiano ahumado. “Ahumado de Pría”)

– Unos 25 gr. de mantequilla.

– Un diente de ajo.

– Sal.

– 1/2 limón.

Preparación:

Limpiar bien las setas y cortarlas en trozos.

Colocar una sartén al fuego con unas cucharadas de aceite de oliva y añadir en él un diente de ajo picado finamente para aromatizarlo. Dejarlo a fuego medio/bajo hasta que se dore y a continuación retirarlo. Añadir las setas y rehogar unos minutos con un poco de sal. Cuando las setas estén listas y libres de agua retirar del fuego y reservar.

Colocar una cazuela al fuego y añadir en ella tres cucharadas de aceite. Es recomendable utilizar una cazuela alta para que no se evapore el agua durante la cocción.

Añadir la cebolla picada muy fina y dejar que se dore a fuego suave. Incorporar entonces el arroz y rehogar un poco.

Para cocer el arroz se necesitará líquido, el doble de cantidad que de arroz, formado en una parte por vino y en otra por caldo. Es importante añadir poco a poco el líquido y asegurarse también que esté caliente. Además es fundamental remover mucho el arroz par que suelte todo el almidón, al principio de forma constante y a medida que se va cociendo con menor frecuencia.

Lo primero incorporar el vino al arroz (controlar la cantidad para que no se note en exceso el sabor) y añadir la sal. A continuación ir añadiendo poco a poco el resto del líquido.

A mitad de cocción añadir entonces las setas y seguir incorporando líquido y removiendo hasta que el arroz esté listo (aproximadamente unos 20 minutos. Consultar el envase del arroz para conocer el tiempo recomendado).

Incorporar entonces el queso y la mantequilla y remover. Si el arroz queda muy denso debe añadirse agua o caldo hasta que quede suelto y meloso.

Añadir unas gotas de zumo de limón, tapar y reposar un par de minutos. Servir caliente.

 

Etiquetado , , , , , , , , , , , , , , , , ,

2 pensamientos en “Paciencia: risotto de setas

  1. My Lady Dama dice:

    Siempre me planteo esta receta y no me lanzo….😦
    https://myhappyworl.wordpress.com/

Me encantaría conocer tu opinión...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: